PSICOLOGÍA

¡Educar con estrategias!

¡Educar con estrategias!

Educar a nuestros hijos hoy día, es una de las tareas más difíciles que afrontamos los padres, ¿Por qué? Sencillo, para ser padres no viene un manual donde nos describen paso a paso qué hacer y cómo actuar en cada situación que se nos presente a lo largo de esta ardua labor.

Mas, sin embargo, son muchos los factores que debemos tomar en cuenta a la hora de desempeñar nuestro rol como padres y guías de nuestros peques.

A sabiendas de que ellos son como una esponja; sí, absorben tanto lo malo como lo bueno, por ende, debemos ser coherentes con lo que decimos y con lo que hacemos, ya que somos su patrón a seguir y tienden a imitar nuestras conductas sin importar qué tan buena o mala sea.

Es de suma importancia que desde el embarazo tengan una buena comunicación, detente unos minutos y háblale, exprésale lo ansioso que están por conocerle, ponle una canción, dile que lo amas.

Hay que dejarlos que experimenten, que exploren, que se equivoquen, sabiendo que tenemos que estar ahí para guiarlos. Tenemos que dejarlos correr su propio riesgo; a la primera caída o al primer grito no podemos salir corriendo en su auxilio, así evitamos crear una dependencia.

Vamos a iniciar por hacer un hábito de las buenas costumbres: como dar los buenos días, dar las gracias, por favor, permiso, saber cómo portarse en la mesa, entre otras. Así van adquiriendo su propio patrón y aprenden a ser responsables.

Un factor muy importarte es la disciplina, respetar las reglas, los horarios; ej. recoger su habitación, sus juguetes, hacer su cama (esto va a depender de la edad), organizar sus gavetas, los horarios de la siesta, del baño, de hacer la tarea, de jugar; todas estas reglas deben ser claras y precisas y ellos deben saber cuáles serán las consecuencias de no cumplirlas.

Ojo a los chicos no les gusta que se le compare ni con el hermano ni con el primo, ni siquiera con su mejor amigo, cada quien tiene su propia personalidad y no se parece a nadie; lo traigo a colación porque con mucha frecuencia y de forma inconsciente usamos frases no adecuadas como: Si te parecieras a tu hermano, o deberías aprender de tu hermano…

Sí, debemos tener pendiente de reforzar las conductas positivas, así como castigamos las negativas; si obtuvo buenas calificaciones felicitarle, llevarlo a comer un helado, hacerle su postre favorito, que sienta que se le está reconociendo y que no solo podemos ver lo malo en ellos.

¡Padres, recuerden que educar es amar!



Haga clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más popular

Enter RD es una compañía que cumple con todos los estándares y normas de Internet.

La linea gráfica y contenido generado por nuestros editores son de la propiedad de Enter RD.

POLÍTICA DE PRIVACIDAD

RECIBE NUESTROS BOLETINES

BUSCA PUBLICACIONES POR FECHA

agosto 2018
L M X J V S D
« Jul    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
Hasta arriba